martes, 25 de diciembre de 2007

Sí, pero no.

No es la primera vez que el dictador pone su cargo a disposición de los sometidos, no. Como parte de la teatralidad o el bodrio dramatúrgico, el dictador, una vez más, dispone a ceder el cetro, pero como siempre, al haberse rodeado sabiamente de aduladores y serviles, no escucha la respuesta de los obstinados y cansados ciudadanos que desean de una vez por todas pasar la página de verguenza y oprobio por años de dictadura.
Ya en el 70 del siglo pasado, jugó esta ruleta de balas salvas, para escuchar a los aduladores otra vez, una vez más y por siempre, la necesidad de su permanencia, la insustituible presencia, la frase melosa y consentida que le dice al oído de su necesaria, única y especial permanencia para los destinos de la nación.
Causa esta por la cual, tantos comentarios de pasillo e intrafamiliares, discurren entre la duda del real propósito de la declaración del dictador en pasados días.
Si algo ha demostrado, es su disposición a escuchar las alabanzas más que la razón, a no derivar por el cauce natural y propicio para la nación en contra de su humano proceder a aferrarse con dientes y uñas al poder.
Durante días, la abuelita alzhemeriana, se ha encargado de publicar los electos en la farsa electoral, farsa evidente cuando se lee quienes son los electos. Sobran los dirigentes comprometidos con el sistema, ministros, viceministros, fiscales, no les ha limitado esta vez, ni razón ni lógica alguna, han postulado a prácticamente infantes, con 23 o 24 años, faltos de toda experiencia y expuestos a convivir con la mentira y la farsa dictatorial, ha vociferar vivas a la decadencia y la inmovilidad como partícipes de esta gran tragicomedia que es la dictadura cubana.
Pero ya, los de entonces, no somos los mismos, hemos crecido en independencia, hemos crecido en dignidad, queremos ver caer las cadenas y renacer la libertad donde nunca debió haber faltado, en esta isla que languidece a ojos vistas, en donde muchos, prefieren morir, como el cubano en México recientemente, sin patria pero sin amo, donde muchos prefieren vivir, en patria ajena, pero sin amo.
Este año no deja, con esperanzas y deseos insatisfechos, el que viene, nos traerá con toda seguridad la libertad que necesitamos los cubanos para realizarnos como seres humanos, la dignidad que reclamamos por boca de muchos y deseos de todos, contra la estulticia de pocos, el cambio, la mejora, la luz al final de este tunel que ya nos dura casi 50 años de horrenda represión; no deseamos otra cosa que ser personas y seres humanos, con sus derechos y sus imperfecciones, pero con la libertad que nos hará debatir nuestro destino, para bien de todos y por el bien de todos, que el próximo año sea el comienzo de la era libre en una tierra libre de tiranos y tiranía.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Quiero mandarte un mesaje.

Anónimo dijo...

Querido Blogero,

No te conozco, pero sé que eres un cubano disidente escribiendo desde Cuba. Basta leer "A veces el demonio provoca empate" o "Un invento cubano contra el demonio" para tener la certeza de que quién escribe lo hace desde Cuba.

Quiero animarte a que sigas con tu blog, porque estás poniendo las semillas para una Cuba con un futuro en libertad, que sin duda llegará pronto.

Hay otros cubanos que tienen blogs como el tuyo. El mas conocido es el de Yoani Sánchez, que se puede encontrar en http://www.desdecuba.com/generaciony/

Yoani es una mujer excepcional con un gran valor, que pone su foto y su nombre en el blog, a la vista de todos.

No te recomiendo que hagas lo mismo porque sería demasiado peligroso. Ya te estás arriesgando bastante con tu blog. Además, ¿qué derecho tengo yo, que escribo cómodamente desde España, a reclamarte que te arriesgues más?

Hay dos cosas que agradecería en tu blog. La primera es que pongas muchas más fotos de la cotidianeidad cubana. Las fotos transmiten la realidad de una forma mucho más precisa que las palabras.

Lo segundo que te pido es que muestres la realidad cotidiana cubana, dejando para el lector el trabajo de interpretar los datos.

Por ejemplo, en lugar de hablar de la "tiranía" es mejor que muestres los hechos objetivos, y dejes que el lector concluya que Cuba es una tiranía.

Un abrazo, y sigue con tu blog.

Gabriel

Karamchand dijo...

Hola: Gracias por tú comentario Anónimo. Mira, tengo responsabilidad con mantener personas, causa esta muy común para evitar expresarse abiertamente contra la dictadura, de hecho, aun cuando parezca parádojico, hemos caído en un punto opuesto al que existía digamos, hace 30 o 40 años, se recordará que la "revolución" exigía compromiso total, aun en detrimento de la familia, hoy, hemos antepuesto la familia, exagerando al ponerla por encima de la libertad, sin esta no tiene mucho sentido el término familia, como lo demuestra la historia. Aún cuando intenté proveerme una fuente de ingresoso para sostener a los míos sin depender abierta o subrepticiamente del gobierno, no lo he conseguido, por lo cual, tengo una elección difícil ante mí todo los días, quien sabe si mañana mi decisión diaria sea otra que la de mantenerme en el anonimato, no lo sé, mientras, hago lo que puedo como puedo. Sobre las fotos, muchas veces, creo que lo he comentado en este blog anteriormente, me es extremadamente difícil la conexión, tanto, que he desistido de poner algún post, o los he dejado a medio escribir, te imaginarás lo igualmente difícil que sería o es en la práctica subir fotos, igualmente tomarlas, te remito a un post que debe estar archivado sobre esto de tomar fotos en Cuba, es un post sobre un jabón que fui a comprar y como me quisieron impedir tomar fotos del exterior de una tienda, así, en Varadero, me prohibieron igualmente fotografiar hoteles, etc, tomé algunas a cuenta y riesgo. Me gusta el término tiranía, en contraposición a totalitarismo u otros más condescendientes, que se han puesto de moda tiempo ha, es por eso que uso tiranía a menudo y siempre que puedo y me he prometido usarlo aquí en el anonimato y fuera de él si llegara el momento. Es difícil escribir, así, este blog está dirigido a cubanos básicamente, por ahorrar tiempo de las explicaciones o detalles con que habría que abundar de dirigirme a no cubanos o poco conocedores del tema cubano y los cubanos por extensión. Usualmente escribo cuando lo siento y puedo por la conexión, tiempo disponible, etc.
Sobre los otros blogs, nuevamente la conexión me limita de ponerme al tanto, de manera que últimamente no he podido ver como quisiera y cuanto quisiera los otros blogs.

Gabriel dijo...

Muchísimas gracias por tu respuesta.

Tengo que decirte que opino que mi patria son mi familia y mis amigos.

Tengo tres hijas y opino que haces bien en mantener el anonimato.

Finalmente, quiero indicarte que tu blog lo lee mucha gente y ayuda sin lugar a dudas a que Cuba se pueda convertir en un lugar mucho mejor.

Un abrazo

Gabriel

Gabriel dijo...

No puedo dejar de hacerte algunos comentarios más.

Soy español y trabajo en alguna de esas empresas llamadas "capitalistas."

Existe una regla de oro a la hora de hacer labor comercial que dice lo siguiente: "a la competencia ni se le nombra."

Quiere decir los siguiente: si quieres venderle un coche a un cliente tienes que nombrarle todas las ventajas que tiene tu coche. No debes jamás ni tan siquiera dar el nombre de ninguna marca de la competencia.

Es una táctica psicológica que también emplean los contrincantes políticos. Jamás se refieren abiertamente a sus contrincantes. Con ello pretenden minusvalorarlos, porque ignorarlos es la mejor forma de demostrar que no son importantes.

La traducción práctica desde la oposición política en Cuba, es que NO debeis mencionar nombres tales como Fidel o Rául. Y por supuesto, no debeis centrar el discurso político en sus personas, ya que entonces, sin querer, los elevais en importancia.

¿Cómo es posible entonces luchar con la tiranía?

Pues, para empezar, evitando nombrar la palabra tiranía. Teneis que articular un discurso político centrado en la necesidad de Libertad de Expresión, Libre Circulación y Elecciones Libres con participación de todos los partidos políticos.

Los Castristas, aunque no lo creas, son propagandistas muy malos, como prueba el hecho de que necesitan acallar a la disidencia.

Por ejemplo, si centrais vuestro discurso en los Presos Políticos, ellos se lanzarán a hablar de los Presos Políticos, aunque sea para denigrarlos, y sin querer elevarán la importancia del tema.

Otro aspecto fundamental en una buena labor comercial, es mostrar una actitud positiva y un rostro amable.

Frenta a las caras largas, llamamiento a la disciplina y cuerpos tiesos y serios de los Comunistas, hay que presentar una oposición alegre, optimista y relajada, sin insultos no desprecios.

Todo esto te lo digo desde mi experiencia dentro del departamento comercial de una empresa capitalista.

Recuerda que no teneis que vencer, sino persuadir.

Ya sé que estas reglas son dificilísimas de seguir después de tantos años de humillaciones y persecución, pero creo que hay que seguirlas.

Un abrazo.

Gabriel

Anónimo dijo...

Aunque creo que el Espanol tiene buenas intenciones, no le hagas caso. Sigue usando la palabra tirania, porque eso es lo que es.

Estoy en los Estados Unidos, lejos de La Habana donde naci en terminos geograficos y temporales. Como vez, hasta el Espanol se me va escapando. Pero la admiracion por personas como tu no tiene limites y me abochorna por lo poco yo hago en comparacion.

Cubanita dijo...

Quiero animarte a que sigas escribiendo. Que tu valor se multiplique en muchos como tu. Gracias por lo que haces. Que la semilla de libertad que estas plantando germine en el corazon de los cubanos este ano 2008 que pronto todos podamos disfrutar de una patria libre. Sigue adelante por el anonimato se empieza.

Gracias